“Tossudament alçats” de Lluís Llach, en castellano

Concert per la llibertat‘Tossudament alçats’, es la canción que cerrará el repertorio del “Concierto por la Libertad” que tendrá lugar el 29 de junio de 2013 en Barcelona.

Òmnium Cultural y l’Assemblea Nacional Catalana organizan un acto multitudinario en el Camp Nou (el estadio del F.C. Barcelona): el CONCIERTO POR LA LIBERTAD. Este concierto quiere ser un clamor por la dignidad y la democracia y sus organizadores pretenden que se oiga en todo el mundo.

La organización del concierto pide a todos los seguidores que “’Tossudament alçats”, en castellano: “Obstinadamente alzados”, se convierta en el himno no solo de este acontecimiento si no del momento que se vive en Cataluña.

Obstinadamente alzados

Estamos aquí

obstinadamente alzados,

proclamamos el nombre, el tiempo y el lugar

que nos aflige y pertenece,

si quieres con los puños bien abiertos,

si es necesario con los puños bien cerrados,

con la intención de que el sueño que tenemos juntos

se haga posible.

Nuevamente,

y liberados de añoranzas,

gente de allá y de aquí nos damos el derecho

a escribir el futuro,

sabiendo que este viejo país

quizás aún sea el camino

que nos haga ir más lejos

y nos acerque hasta el arte de vivir.

Una luz, una luz,

una luz nos ciega los ojos.

El deseo de un nuevo mundo

desde nuestras raíces.

Una luz, una luz,

una luz nos ciega los ojos.

estamos aquí firmes

para convivir el universo, el universo, el universo.

Conociendo

las piedras en el camino

no es sólo un sueño

también es medida de la libertad,

el anhelo que nace en cada uno

el afán de soñar un nuevo futuro,

que se hace de todos si nos damos la mano

para un mundo posible.

Una luz, una luz,

una luz nos ciega los ojos.

el deseo de un mundo nuevo

desde nuestras raíces.

Una luz, una luz,

una luz nos ciega los ojos.

Seguro somos de aquí

Para convivir el universo.

De aquí, somos de aquí.

Estamos aquí

y no nos trae ninguna añoranza.

Estamos aquí

obstinadamente alzados.

Estamos aquí.

Lluís Llach, autor de “Tossudament alçats”

Lluís Llach nace en Girona (Catalunya) el 7 de mayo de 1948, es un músico y cantautor catalán, que perteneció al grupo de Els Setze Jutges y que puede considerarse como uno de los abanderados de la Nova Cançó catalana. Es un referente, no sólo musical, sino también intelectual de tres generaciones.

Lluís Llach ya consiguió convertir en himno su canción más popular: “L’Estaca” compuesta en el año 1968, que Jacek Kaczmarski adaptó como himno no oficial del sindicato polaco Solidarnosc. También ha sido la canción de la revolución tunecina en 2011. Por las diferentes prohibiciones que le hicieron para poder interpretar sus canciones durante la dictadura franquista, Lluís Llach tuvo que exiliarse durante un tiempo en París.

Lluís Llach dijo en un comunicado que: ” quiere hacer saber que su participación se trata de una adhesión personal con estas entidades y con la causa por la cual se convoca el acto, y que su actuación sólo representa una más entre las de los demás grupos y cantantes que tomarán parte de este acto multitudinario”.

Tossudament alçats” está destinada a alzarse, valga la redundancia, como un nuevo himno de los tiempos que corren en Catalunya y en especial para todos los catalanes y catalanas que desean que su país, Cataluña, se independice de España

Stop! Rodando el Cambio

¡Seguro! Otra vida es posible

esther vivas

rcrodandoelcambio.com

Stop! Rodando el cambio es un documental grabado por un equipo de mujeres y financiado colectivamente. Durante un mes viajamos por distintas alternativas entre España y Francia en busca de otras formas de vida más respetuosas con el entorno y las personas que habitamos en él.

¿Cuánto tiempo más podremos esperar para que se produzca un cambio de paradigma a nivel mundial? ¿Es posible vivir felices reduciendo drásticamente nuestras necesidades? Lo hablamos con Eric Duran, Yayo Herrero, Jorge Riechmann, Esther Vivas, Lourdes Lucía, Carlos Taibo y muchos otros.

[entrevista a Esther Vivas, minuto 33′ 05”]

Ver la entrada original

Jorge Luis Borges: Acerca de mis cuentos

Acaban de informarme que voy a hablar sobre mis cuentos. Ustedes quizás los conozcan mejor que yo, ya que yo los he escrito una vez y he tratado de olvidarlos, para no desanimarme he pasado a otros; en cambio tal vez alguno de ustedes haya leído algún cuento mío, digamos, un par de veces, cosa que no me ha ocurrido a mí. Pero creo que podemos hablar sobre mis cuentos, si les parece que merecen atención. Voy a tratar de recordar alguno y luego me gustaría conversar con ustedes que, posiblemente, o sin posiblemente, sin adverbio, pueden enseñarme muchas cosas, ya que yo no creo, contrariamente a la teoría de Edgar Allan Poe, que el arte, la operación de escribir, sea una operación intelectual. Yo creo que es mejor que el escritor intervenga lo menos posible en su obra. Esto puede parecer asombroso; sin embargo, no lo es, en todo caso se trata curiosamente de la doctrina clásica.
Lo vemos en la primera línea -yo no sé griego- de la Iliada de Homero, que leemos en la versión tan censurada de Hermosilla: “Canta, Musa, la cólera de Aquiles”. Es decir, Homero, o los griegos que llamamos Homero, sabía, sabían, que el poeta no es el cantor, que el poeta (el prosista, da lo mismo) es simplemente el amanuense de algo que ignora y que en su mitología se llamaba la Musa. En cambio los hebreos prefirieron hablar del espíritu, y nuestra psicología contemporánea, que no adolece de excesiva belleza, de la subconsciencia, el inconsciente colectivo, o algo así. Pero en fin, lo importante es el hecho de que el escritor es un amanuense, él recibe algo y trata de comunicarlo, lo que recibe no son exactamente ciertas palabras en un cierto orden, como querían los hebreos, que pensaban que cada sílaba del texto había sido prefijada. No, nosotros creemos en algo mucho más vago que eso, pero en cualquier caso en recibir algo.
EL ZAHIR
Voy a tratar entonces de recordar un cuento mío. Estaba dudando mientras me traían y me acordé de un cuento que no sé si ustedes han leído; se llama El Zahir. Voy a recordar cómo llegué yo a la concepción de ese cuento. Uso la palabra «cuento» entre comillas ya que no sé si lo es o qué es, pero, en fin, el tema de los géneros es lo de menos. Croce creía que no hay géneros; yo creo que sí, que los hay en el sentido de que hay una expectativa en el lector. Si una persona lee un cuento, lo lee de un modo distinto de su modo de leer cuando busca un artículo en una enciclopedia o cuando lee una novela, o cuando lee un poema. Los textos pueden no ser distintos pero cambian según el lector, según la expectativa. Quien lee un cuento sabe o espera leer algo que lo distraiga de su vida cotidiana, que lo haga entrar en un mundo no diré fantástico -muy ambiciosa es la palabra- pero sí ligeramente distinto del mundo de las experiencias comunes.
Ahora llego a El Zahir y, ya que estamos entre amigos, voy a contarles cómo se me ocurrió ese cuento. No recuerdo la fecha en la que escribí ese cuento, sé que yo era director de la Biblioteca Nacional, que está situada en el Sur de Buenos Aires, cerca de la iglesia de La Concepción; conozco bien ese barrio. Mi punto de partida fue una palabra, una palabra que usamos casi todos los días sin darnos cuenta de lo misterioso que hay en ella (salvo que todas las palabras son misteriosas): pensé en la palabra inolvidable, unforgetable en inglés. Me detuve, no sé por qué, ya que había oído esa palabra miles de veces, casi no pasa un día en que no la oiga; pensé qué raro sería si hubiera algo que realmente no pudiéramos olvidar. Qué raro sería si hubiera, en lo que llamamos realidad, una cosa, un objeto -¿por qué, no?- que fuera realmente inolvidable.

El desencanto

—¡Ya es definitivo María! —Le dijo, con preocupación,  Mariano a su mujer, no había duda, la noticia ocupaba la primera página del diario. «España sale del Euro. Los bancos permanecerán cerrados durante las próximas dos semanas». —Bien que me lo había advertido mi padre y no le hice caso. Tenemos todo nuestro dinero en el banco ¡Bueno, teníamos! Después del corralito, Dios sabrá. Y la casa sin pagar, y mi trabajo en peligro.

—No te preocupes, el gobierno lo solucionará todo —le contestó María.

El Candigato Morris, una esperanza para Xalapa

Candigato MorrisLos ciudadanos de todo el mundo están hartos de los políticos tradicionales, en Xalapa (Veracruz) la ciudadanía tiene un motivo de alegría: Morris.

El candigato Morris se postula para que votes por él este 7 de Julio. Ante la cantidad de ratas que acechan esos puestos solo un gato podrá poner orden. El candigato no promete nada más que los demás candidatos: Descansar y retozar.” Con estas claras palabras se postula la alternativa “gatuna” a la alcaldía de Xalapa, frente a unos políticos enquistados en un sistema de partidos con el que muchos ciudadanos ya no se sienten representados.

La democracia representativa ha desilusionado a muchas capas de la población

El problema no es de México, ni de América, el problema es mundial, grandes capas de la población mundial no se sienten representadas por unos políticos enquistados en un sistema de partidos que obedece a los intereses de los poderosos, llámense como se llamen; lo suelen llamar “el mercado”. Los políticos se encuentran presos de tramas corruptas de todo tipo y son adictos al clientelismo.

Cada vez en más países la ciudadanía se empieza a organizar, sobre todo los más jóvenes, al margen de los partidos tradicionales; pero las dificultades son enormes para lograr algún tipo de resultado.

El Candigato Morris, un grito de esperanza entre tanto desasosiego

Los políticos, dijéramos oficialistas, han puesto el grito en el cielo, especialmente los del PRI tal como se puede leer en un artículo de El Universal de México: “Algunos integrantes del PRI aseguraron que “Morris” forma parte de una “campaña sucia” para afectar a los abanderados priístas rumbo a los comicios del 7 de julio, mientras que el Instituto Electoral del estado pidió no votar por el felino.”

Los políticos se encuentran desorientados ante el empuje de esta candidatura que en su página de facebook cuenta con más de 57.000 seguidores y más de 1.800 seguidores en su recién creada cuenta de twitter.

Los políticos deberían darse cuenta de que iniciativas de este tipo son las que hacen que la ciudadanía pueda expresar todo el desencanto que ellos les producen. Hoy en día, los políticos que no se comprometan con su electorado, de una forma verdadera, no tienen nada que hacer, las clases populares necesitan luchar contra la desigualdad social.

El Movimiento 5 estrellas

La ciudadanía mundial se organiza al margen de los políticos tradicionales, desde los movimientos del 15M en España, hasta el Soy132 de México, son innumerables los procesos alternativos abiertos.

El Movimiento 5 estrellas (M5S) de Italia es el que ha conseguido el logro más significativo: el 25% de los votos en las pasadas elecciones legislativas italianas, siendo el partido más votado en Italia. Todavía no representa una alternativa de gobierno debido a que los partidos tanto de izquierda como de derecha, tradicionalmente enfrentados, se han aliado para poder seguir detentando el gobierno.

Los candigatos se extienden por todas las poblaciones mexicanas, aunque ninguno obtiene el apoyo popular conseguido por el Candigato Morris de Xalapa, sus seguidores dan por seguro que será el candidato más votado en las próximas elecciones, aunque sus votos sean nulos, la victoria moral puede estar a su alcance.